Noticias

Martes No Maderable: Sapodilla

Martes No Maderable: Sapodilla

La sapodilla, Manilkara sapota (Sapodácea) es nativo de México y Centroamérica, y fue cultivado por los Mayas y Aztecas por sus frutas, que tienen sabor de pera y forma de huevo, contenido muy alto de vitamina C — y su látex. El árbol da cosecha de látex cada 2-3 años, lo que sale cremoso y gomoso y se hierve para rendir una sustancia pegajosa que se llama «chicle».

Frutas de sapodilla.

Frutas de sapodilla. Fuente: Wikicommons

El chicle fue conocido por los Maya que lo masticaron para aplacar la sed y para acompañar las comidas. Los chicles que hoy día se mastica fueron hechos a base de chicle de sapodilla hasta los años 1940 por las compañías como Wrigley’s. Durante la segunda guerra mundial, estas compañías empezaron a desarrollar un sustituto sintético para el chicle natural.

Hoy en día, la mayoría de los chicles comerciales se hacen a base de otro látex natural o, más frecuentemente, una goma sintético a base de petróleo. A pesar de un interés más amplio en chicle como producto alternativo natural en años recientes, los chicles hechos a base de chicle natural representaron unos 3,5% de los chicles que se produjo en 2007.

Cocinando el látex de sapodilla en Belice, 1936.

Cocinando el látex de sapodilla en Belice, 1936. Fuente: Wikicommons

El chicle natural es muy ventajoso para la salud, no solamente de nosotros pero también del planeta, ya que es 100% biodegradable, puede ser producido de manera sostenible, y crea oportunidades económicas para comunidades que les ayuda a buscar actividades alternativas al tallado de árboles.

La sapodilla se cultiva en varias regiones tropicales, debido a sus deliciosas frutas, conocido por sus beneficios de salud, que se consumen frescas o preparadas en batidos, bebidas, helados, etc. Además, casi todos las partes del árbol tienen usos medicinales, como son antiviral y anti-inflamatorio. Por supuesto, ¡es un árbol multiuso!

Tagged: , , , ,

0 Comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *